El frío y los atardeceres tempranos nos invitan a pasar más tiempo en casa, las necesidades varían y muchas veces los cambios de estación animan a dar un giro a la decoración de nuestro hogar. Los colores, las formas y la distribución de elementos son capaces de transformar cualquier ambiente. Hoy veremos como no es necesario realizar grandes variaciones para conseguir los resultados deseados.

VELAS. Pocos complementos son capaces de aportar tanta calidez y romanticismo a un ambiente como las velas. Podemos agruparlas sobre una bandeja en nuestra mesa de café, encima de unos candelabros o meterlas dentro de un bonito farolillo, encenderlas y disfrutar de su delicioso aroma te ayudará a relajarte y sentirte reconfortado en casa.

34fb3852867af1524d2d0f3edc582463

6284b7fc3166181f6e5b4bb6c6cc1e5c

2646efcfefab5cb924b98ff93a47a2c2

ALFOMBRAS. Cubrir el suelo de nuestro hogar no debe ser sólo una cuestión estética. A la hora de elegir una alfombra debemos tener en cuenta factores como el espacio, el color de nuestro suelo o paredes, los muebles y el clima de nuestra zona. Personalmente me gusta tener dos opciones; una para los meses de verano y otra para el invierno.

En éste caso y cara a los meses fríos podríamos optar por una alfombra con textura un poco más gruesa o incluso de pelo. Los colores neutros como el beige, el gris o la escala de marrones y tostados suelen combinar bastante bien con cualquier tipo de decoración.

2f9d7ec76069d5e4c3b65287d78904d0

ad88b30b48ec6b0800305cb2470a78b0

940912b311d2e2dbe78afa3e46f37cc3

COJINES. Los imprescindibles. Grandes, pequeños, estampados…combínalos y crea la composición que más te guste. Los colores y tejidos te ayudarán a dar personalidad a cualquier estancia y si compras sólo las fundas te será más fácil y cómodo guardarlas e ir cambiándolos cada vez que te apetezca. Ayúdate de los complementos (jarrones, tealights, figuras etc.) para integrarlos en el ambiente y que los tonos combinen entre sí.

d58c142dcc463917520fdd3adc59acf6

97db5b07dcfbef5415337b5678447bb6

b08dee60ce92bde4e9f2613ebd265a6e

ELEMENTOS DECORATIVOS. Pequeñas cosas que marcan una gran diferencia, en decoración también se cumple ésta regla. Las figuras y distintos elementos decorativos (pisapapeles, ceniceros, cuencos, estatuas, tibores, jarrones etc…) pueden ayudarnos a crear ambientes propios de determinadas estaciones del año. La selección y distribución es la clave, no abuses de ellos y déjate guiar por tu instinto.

09425e14cfd61f2a6e3309a20f7cd928

862ac9f0428e9482d977e64d56551c40

FLORES. ¿A quién no le gustan las flores?, ellas solas son capaces de aportar personalidad a cualquier espacio. Utiliza los tipos propios de cada estación para dar un toque fresco a tu hogar. Como centro en tu mesa del comedor, en el recibidor o la mesilla de noche, te sorprenderá el resultado.

073dbcec06bd7c2f3c02fc374d195bea

a46b53bb9547afde2bccfc2cca6f6b7e

9dbd7526354e3b6f09c86c7d5d13fdea

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestEmail to someone